Guía para ayudar a mi amiga cuando falleció una persona importante (para ella)

Ana Alicia Osorio 

“Lo siento mucho”, “Está con Dios (en el que creamos)”, son algunas de las frases que solemos decir cuando alguien más nos dice que un ser querido falleció. 

“No llores”, “Ya está en paz, tranquila”, son otras de las frases que parecieran ya están hechas y que tenemos en ese repertorio que está en alguna parte de nuestra cabeza y que se activa automáticamente en esas circunstancias. 

La verdad es que en esos momentos no hay palabras que les vayan a hacer sentir mejor y que nosotras mismas no sabemos como actuar, por eso no podemos darte una receta mágica. 

Pero sí podemos ayudarte con algunas recomendaciones que nos brinda la psicóloga Lorena Redondo Delgado que pueden ayudar en este tipo de circunstancias. 

Primero queremos decirte que es necesario hablar de esto. La muerte no es solamente las festividades de Día de Muertos (y Muertas) que como población mexicana tenemos y aunque en estos días los rituales y tradiciones salen y nos hacen sentir un enorme orgullo, la verdad es que enfrentarnos a la pérdida de una persona querida es un momento muy difícil que cada una de las personas enfrenta de manera distinta. 

Cuando una amiga, hermana, prima, vecina, compañera de trabajo, o cualquier otra persona, pierde a alguien, puede necesitar más que nunca las redes de apoyo para ayudarle con su duelo. Por eso es necesario que tomemos algunas medidas. 

Lo primero es evitar esas frases que llevan a pedirle que reprima los sentimientos “no llores” o “tranquila”, pueden quedarse para después; si la persona te buscó es necesario que des validez a sus sentimientos y que sepa que puede contar contigo. 

“Tratar de tener empatía, procurar ponerme en los zapatos de la otra persona, la otra persona no se va a portar como yo quiero que se porte o como yo quisiera que se porte, aun cuando sea con buena intención, necesito ponerme en los zapatos de la otra persona, muchas veces no sabemos qué decir, nos ponemos nerviosas o nerviosos y evitamos estar o hablar con la persona que está en duelo porque no sabemos qué decirle”, comentó Redondo Delgado. 

Dijo que por eso es necesario ponerse en los zapatos de la otra persona y procurar pensar qué es lo que necesita e inclusive preguntarle mientras se le da opciones. 

“Se le puede preguntar, qué necesitas, qué te doy, hablamos, me quedo contigo callada sin hablar, te dejo sola, te traigo comida, tener empatía, tener compasión, porque a veces podemos llegar a ser muy duras o duros para juzgar a alguien que esté sufriendo, llegamos y decimos “no llores” cómo no voy a llorar si se me acaba de morir”, contó. 

También, afirmó, se debe evitar regañar, presionar o darles indicaciones sobre la forma que deben llevar su dolor. 

“A veces lo que necesitamos es alguien ahí junto que nos acompañe y no alguien que nos diga cómo tenemos que vivir el duelo que puede ser difícil o doloroso”, aseguró.


TESTIGO PÚRPURA ES POSIBLE GRACIAS A TI. PUEDES SEGUIR APOYANDO EL PERIODISMO INDEPENDIENTE AQUÍ:

Una única vez
Mensual
Anual

Haz una donación única

Haz una donación mensual

Haz una donación anual

Elige una cantidad

MX$100,00
MX$300,00
MX$2.000,00
MX$100,00
MX$300,00
MX$2.000,00
MX$100,00
MX$300,00
MX$2.000,00

O introduce un monto personalizado

MX$

Se agradece tu contribución.

Se agradece tu contribución.

Se agradece tu contribución.

DonarDonar mensualmenteDonar anualmente

Si lo prefieres, pregunta por las otras formas de apoyarnos

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s